Creencias que me impiden ser asertivo

Creencias que me impiden ser asertivo

Cómo ser más asertivo

Antes de continuar, hemos pensado que te gustaría descargarte gratuitamente nuestros tres Ejercicios de Sentido y Vida Valiosa. Estos ejercicios creativos, basados en la ciencia, te ayudarán a conocer mejor tus valores, motivaciones y objetivos, y te darán las herramientas necesarias para inspirar un sentido en la vida de tus clientes, estudiantes o empleados.

En el lugar de trabajo, el entrenamiento en asertividad está relacionado con la reducción del agotamiento y el aumento del compromiso laboral (Nakamura et al., 2017). Cuando se combina con la confianza en sí mismo y el respeto a los demás, puede ser la marca de un buen, o incluso gran, líder (Gallo, 2012).

El entrenamiento en asertividad ha demostrado ser valioso para construir y mantener relaciones en todos los dominios de la vida y mejorar el bienestar psicológico, con impactos positivos en lo siguiente (Speed, Goldstein, & Goldfried, 2018):

El equilibrio es crucial para la asertividad. Demasiada o muy poca fuerza es inútil o incluso perjudicial. No tiene sentido conseguir lo que quieres de la vida mientras arruinas tus relaciones con los demás (Gallo, 2012).

Ejemplos de falta de asertividad

La autoestima afecta a nuestra confianza en los demás, a nuestras relaciones, a nuestro trabajo, a casi todos los aspectos de nuestra vida. Si tienes una baja autoestima, tus creencias sobre ti mismo suelen ser negativas. Es probable que te centres en tus debilidades y en los errores que has cometido, y que te cueste reconocer las partes positivas de tu personalidad.

  Reforma de la creencias en israel

Para aumentar tu autoestima, tienes que desafiar y cambiar las creencias negativas que tienes sobre ti mismo. Esto puede parecer una tarea difícil, pero hay muchas técnicas diferentes que puedes probar para ayudarte.  A continuación te presentamos algunas de las cosas que pueden ayudarte y algunas preguntas para empezar:

Hacer algo que te guste y se te dé bien puede ayudarte a aumentar tu confianza y tu autoestima. Puede ser cualquier cosa, desde un trabajo remunerado, un voluntariado, el cuidado de alguien o algo, o un pasatiempo.

Intenta relacionarte con personas que no te menosprecien y con las que te sientas capaz de hablar de tus sentimientos. Si pasas tiempo con personas positivas y que te apoyan, es más probable que tengas una mejor imagen de ti mismo y te sientas más seguro.

Cómo superar la falta de asertividad

Descargo de responsabilidad del contenido El contenido de este sitio web se proporciona únicamente con fines informativos. La información sobre una terapia, un servicio, un producto o un tratamiento no respalda en modo alguno dicha terapia, servicio, producto o tratamiento y no pretende sustituir el consejo de su médico u otro profesional sanitario registrado. La información y los materiales contenidos en este sitio web no pretenden constituir una guía completa sobre todos los aspectos de la terapia, el producto o el tratamiento descritos en el sitio web. Se insta a todos los usuarios a que busquen siempre el asesoramiento de un profesional de la salud registrado para obtener un diagnóstico y respuestas a sus preguntas médicas y para determinar si la terapia, el servicio, el producto o el tratamiento concretos descritos en el sitio web son adecuados en sus circunstancias. El Estado de Victoria y el Departamento de Salud no asumirán ninguna responsabilidad por la confianza depositada por cualquier usuario en los materiales contenidos en este sitio web.

  Creencias naturaleza magia y religión

Creencias que me impiden ser asertivo del momento

En nuestra cultura actual, hay muchos temas en los que las personas están en total desacuerdo. A menudo, parece que las personas más ruidosas y contundentes son consideradas las ganadoras de los debates, pero los gritos airados rara vez conducen a un entendimiento o a soluciones significativas. En lugar de emular un comportamiento agresivo o retirarse por completo de un desacuerdo, la asertividad es la capacidad de expresarse de forma abierta y honesta, reflejando al mismo tiempo una preocupación genuina por los demás. Se trata de tener la confianza necesaria para ser uno mismo, ser fiel a tus valores y creencias, y hablar cuando sea necesario. Actuar con asertividad aumenta las posibilidades de entablar relaciones honestas, te ayuda a sentirte mejor contigo mismo y te da una sensación de control en las situaciones cotidianas. Sin embargo, hacerse valer no le garantizará necesariamente la felicidad o un trato justo por parte de los demás. El hecho de que te hagas valer no significa que siempre vayas a conseguir lo que quieres.

Cuando se enfrentan a situaciones difíciles, las personas pueden responder de forma pasiva o agresiva. Las personas que responden de forma pasiva tienden a carecer de confianza a la hora de expresar sus pensamientos y sentimientos. Por lo tanto, suelen pensar en las respuestas adecuadas o en lo que deberían haber dicho mucho después de que la situación haya terminado. Suelen estar ansiosos y esto puede llevarles a permitir que los demás deprecien su valor. Otras personas pueden responder de forma agresiva a situaciones difíciles. Las personas que responden agresivamente expresan sus sentimientos, pero a menudo a costa de los demás. Pueden conseguir lo que quieren, pero también pueden perder el respeto y la confianza de los demás en el proceso. La asertividad se encuentra entre estas dos respuestas.

  Director de matrix creencias
Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad