Como sacar los miedos de la mente

Como sacar los miedos de la mente

Psicología del miedo

La gente se culpa rápidamente del fracaso. Pero no hacer algo porque tienes miedo de empezar no te va a ayudar a crecer. Aquí tienes cuatro estrategias que te ayudarán a superar el obstáculo. Empieza por redefinir lo que significa el fracaso para ti. Si defines el fracaso como la discrepancia entre lo que esperas conseguir (como obtener una oferta de trabajo) y lo que podrías conseguir (aprender de la experiencia), puedes centrarte en lo que has aprendido, lo que te ayuda a recalibrarte para futuros retos. También es importante establecer objetivos de aproximación en lugar de objetivos de evitación: céntrate en lo que quieres conseguir en lugar de lo que quieres evitar. Crear una “lista de miedos” también puede ayudar. Se trata de una lista de lo que puede no ocurrir como resultado de tu miedo: el coste de la inacción. Y por último, céntrate en aprender. Las fichas no siempre van a caer donde tú quieres, pero si esperas esa realidad antes de un evento, puedes estar preparado para sacar el máximo valor de cualquier resultado.

Un cliente (al que llamaré “Alex”) me pidió que le ayudara a preparar una entrevista para un puesto de director general en una empresa emergente. Era la primera vez que se entrevistaba para el nivel C, y cuando nos reunimos, estaba visiblemente agitado. Le pregunté qué le pasaba, y me explicó que se sentía “paralizado” por el miedo a fracasar en la reunión de alto riesgo.

  Diosa de la mente

Qué es el miedo

¿Necesitas un descanso mental del miedo o la preocupación? Da un paseo consciente en el que te concentres en la conciencia de tu cuerpo, el movimiento, la respiración y el entorno. Es una forma sencilla de refrescar la mente y estar más presente. Un estudio descubrió que las personas que hacían 30 minutos de caminata consciente dos veces por semana durante cuatro semanas tenían menos estrés y mejor calidad de vida.

No está claro qué impulsa esta mentalidad. Los investigadores especulan que podría ser una combinación de cambios biológicos en el cerebro que envejece junto con los efectos acumulados de experiencias vitales infelices, ya sean propias o de alguien cercano.

Si no se abordan, el miedo y la preocupación constantes pueden evolucionar hasta convertirse en un trastorno específico, como el trastorno de ansiedad social, la agorafobia (miedo a los lugares públicos) o el trastorno de ansiedad generalizada (preocupación crónica que puede provocar problemas físicos como dolor de pecho y fatiga muscular).

Hay muchas formas de abordar el miedo y la preocupación constantes para que no consuman tu vida. El primer paso es identificar el origen del miedo. “El tratamiento adecuado comienza con el reconocimiento”, dice el Dr. Vahia. “A menudo, las personas no pueden articular por qué tienen miedo o se preocupan demasiado, y por qué ocurre”.

Temores primarios

Los artículos de Verywell Mind son revisados por médicos certificados y profesionales de la salud mental. Los revisores médicos confirman que el contenido es exhaustivo y preciso, y que refleja las últimas investigaciones basadas en la evidencia. El contenido se revisa antes de su publicación y en caso de actualizaciones sustanciales. Más información.

  Como detener la mente y lograr silencio interior

El miedo al cambio, o metatesiofobia, es una fobia que hace que las personas eviten cambiar sus circunstancias debido a que tienen mucho miedo a lo desconocido. A veces se asocia con el miedo a las mudanzas, también conocido como tropofobia.

Los seres humanos están naturalmente predispuestos a temer el cambio por varias razones. Sin embargo, el miedo al cambio puede ser más intenso cuando el cambio no está bajo el control de la persona. Verywell se puso en contacto con la psicóloga clínica Carla Marie Manly, PhD, para hablar de por qué el cambio da tanto miedo.

Cuando elegimos crear un cambio, como mudarnos a una nueva casa o cambiar de trabajo, nos sentimos más en control del resultado. Si el cambio es provocado por fuerzas ajenas a nuestro control, ya sea un jefe, una pandemia o un accidente, nos sentimos sin poder.

No busques consejo para tus miedos übersetzung

En esta sección abordamos las cosas que puedes hacer por tu cuenta para trabajar con el miedo y la ansiedad. No cubrimos las numerosas y valiosas técnicas y terapias disponibles cuando se trabaja con psicólogos profesionales u otros proveedores. Éstas son esenciales para quienes han experimentado un trauma o sufren de miedo o ansiedad intensos.

La única manera de afrontar el miedo es enfrentarse a él. Evitar nuestros miedos sólo nos impide avanzar: nos hace sentirnos ansiosos. Pero sé amable contigo mismo y haz sólo lo que te parezca seguro.    Si notas que te entra más pánico, tómate un descanso y busca algo agradable o reconfortante en lo que fijarte o hacer. Si después te sientes seguro, puedes intentar explorar tu miedo de nuevo, tomando descansos según sea necesario. Si te resulta difícil abordar los miedos crónicos o la ansiedad por tu cuenta, ten en cuenta que los terapeutas pueden ser de gran ayuda para trabajar las estrategias de evitación. Si has sufrido un trauma, es especialmente importante trabajar con un terapeuta para crear un entorno seguro en el que puedas enfrentarte a tu miedo y reconstruir tus recuerdos.

  En la mente de un perro
Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad