Como sanar las cervicales

Como sanar las cervicales

Ejercicios para la columna cervical

El dolor de cuello es una dolencia bastante común tanto en hombres como en mujeres, y a medida que envejecemos, se hace aún más frecuente, y los síntomas pueden ser mucho más graves. A veces, el dolor de cuello puede atribuirse a la tensión muscular que se produce al agacharse todo el día sobre teléfonos y ordenadores. Pero a medida que envejecemos, las causas del dolor de cuello suelen cambiar. Y para muchos hombres y mujeres, la estenosis cervical se convierte en un culpable más probable.

En The Spine Institute of Southeast Texas, el Dr. Thomas L. Jones II utiliza métodos de diagnóstico de última generación para diagnosticar la estenosis cervical y gestionar el tratamiento, por lo que puede estar seguro de que el tratamiento que reciba se adaptará a sus necesidades.

Estenosis es un término médico que significa “estrechamiento”. En la estenosis cervical, las aberturas de las vértebras cervicales (o del cuello) comienzan a estrecharse, aumentando la fricción y la presión sobre los nervios y los tejidos circundantes. Aunque algunas personas nacen con columnas vertebrales estrechas, la mayoría desarrolla estenosis cervical como parte de los cambios degenerativos de la columna vertebral relacionados con la edad, que suelen comenzar a los 40 o 50 años.

¿Cuánto tiempo tarda en curarse la columna cervical?

Puede tardar de 4 a 6 semanas en volver a sus actividades habituales. El tiempo que tarde dependerá del tipo de cirugía que haya tenido. El médico puede aconsejarle que trabaje con un fisioterapeuta para fortalecer los músculos del cuello y la espalda.

  Como sanar un uñero infectado

¿Puede la columna cervical curarse sola?

En raras ocasiones, los signos y síntomas de una hernia de disco cervical pueden empeorar gradualmente en lugar de estabilizarse y resolverse por sí solos. Si una raíz nerviosa cervical permanece pellizcada o inflamada, el hormigueo, el entumecimiento y/o la debilidad pueden progresar en el brazo.

Columna cervical – deutsch

TratamientoEl tratamiento de la espondilosis cervical depende de su gravedad. El objetivo del tratamiento es aliviar el dolor, ayudarle a mantener sus actividades habituales en la medida de lo posible y evitar lesiones permanentes en la médula espinal y los nervios.

TerapiaUn fisioterapeuta puede enseñarle ejercicios para ayudarle a estirar y fortalecer los músculos del cuello y los hombros. Este puede ser uno de los mejores tratamientos para el dolor y la rigidez. Algunas personas con espondilosis cervical se benefician del uso de la tracción, que puede ayudar a proporcionar más espacio dentro de la columna vertebral si las raíces nerviosas están siendo pellizcadas.

Medicina alternativaLos ajustes quiroprácticos pueden ayudar a aliviar el dolor y la rigidez del cuello. El quiropráctico puede manipular la columna vertebral o realizar un masaje para aliviar los síntomas. El tratamiento suele realizarse después de haber realizado radiografías de la columna cervical.

Qué esperar del médicoEs probable que el médico le haga varias preguntas. Estar preparado para responderlas puede hacer que tenga tiempo para repasar los puntos que quiera discutir en profundidad. Es posible que le pregunten:

Vértebras cervicales

La mielopatía y/o radiculopatía cervical son afecciones causadas por la compresión de la médula espinal (mielopatía) y/o las raíces nerviosas (radiculopatía) a su paso por las vértebras cervicales (del cuello). Los síntomas pueden incluir dolor de cuello, rigidez y disminución de la capacidad de mover el cuello. Dado que todos los nervios que irrigan el cuerpo pasan por esta región, además de los síntomas en el cuello, los pacientes pueden experimentar síntomas referidos a la compresión de los nervios que pasan por el canal espinal cervical. Entre ellos se encuentran la debilidad y el entumecimiento de los brazos y las piernas, el dolor o las sensaciones de hormigueo que bajan por uno o ambos brazos, la dificultad para caminar y la disfunción del intestino y la vejiga.

  Como sanar con arquetipos

Los cambios degenerativos en las vértebras cervicales y los tejidos blandos circundantes (ligamentos, discos intervertebrales, cápsulas articulares) provocan el estrechamiento del canal espinal por donde pasa la propia médula espinal, así como de las aberturas que permiten el paso de las raíces nerviosas cuando salen de la médula espinal y viajan a otras partes del cuerpo. La compresión de estas estructuras del sistema nervioso provoca los síntomas mencionados anteriormente -dolor, debilidad, entumecimiento, dificultad para caminar y disfunción intestinal y vesical- que empeoran progresivamente con el tiempo. Si no se trata, la mielopatía cervical puede progresar hasta la paraplejia (incapacidad para utilizar las piernas).

Espondilosis cervical

Una hernia discal cervical puede causar muchos tipos de dolor o ningún síntoma. El dolor puede variar desde un dolor en el cuello, el brazo y/o la mano hasta un dolor de tipo eléctrico que se irradia a estas mismas zonas. A veces también puede haber entumecimiento o debilidad en el brazo o la mano. Aunque una hernia discal cervical puede tener su origen en algún tipo de traumatismo o lesión en el cuello, los síntomas suelen comenzar de forma espontánea.

El dolor de la hernia discal cervical y los signos relacionados con ella suelen sentirse en un brazo o en el otro. Los síntomas pueden variar en función del disco que se haya herniado y de la raíz nerviosa que se haya pinchado o inflamado. En raras ocasiones, el dolor, el hormigueo, el entumecimiento y/o la debilidad pueden llegar a ambos brazos o a la parte inferior del cuerpo si la médula espinal está afectada. La pérdida de control de los intestinos y/o de la vejiga también son resultados raros pero posibles.

  Comer frutas es siempre comer sano

El dolor en el cuello y/o en los brazos provocado por una hernia discal cervical puede ser de corta duración y durar sólo unos días, o puede hacerse crónico y durar meses o más. Es habitual que el dolor aparezca y desaparezca, o que se produzcan brotes especialmente intensos durante determinadas actividades. Cuando el dolor de cuello y/o brazo se debe a una hernia discal, los síntomas suelen desaparecer por completo en un plazo de 4 a 6 meses, aunque el disco en sí no se cure.1

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad